Nuestra causa cruza fronteras

unnamed 2

Las Embajadoras de Haciendo Camino en La Florida organizaron un desayuno a beneficio, en el restaurant “La Rural” en Miami. ¡El evento fue todo un éxito! Además de recaudar fondos, logró su objetivo principal: difundir el trabajo que realizamos para ayudar a las familias más vulnerables de Santiago del Estero y Chaco.

A pesar de la distancia: Sara Szpektor, Geny Stigol y Silvia Sabate se comprometen como voluntarias para que nuestra causa cruce todas las fronteras. Día a día, organizan reuniones en sus casas, ferias a beneficio y distintos eventos para contarle a su entorno esa realidad que conocieron cuando viajaron a Añatuya hace unos años. La desnutrición infantil es una preocupación para muchos, y el apoyo que reciben de la comunidad argentina en Miami es sorprendente.

Esta vez,  Gabriel y Emilce,  dueños de “La Rural”, fueron los que se conmovieron con el testimonio de nuestras Embajadoras.  Ellos llegaron hace tres años a Miami y abrieron el restaurant de carnes, con un almacén donde venden productos argentinos. Desde un primer momento se sintieron identificados con la causa y quisieron ayudar en todo lo que nuestras beneficiarias necesitaran. Así fue que les prestaron el lugar, prepararon el desayuno y las ayudaron con la difusión del evento dentro del local y en las redes sociales.

A la convocatoria asistieron alrededor de 20 personas interesadas en conocer el trabajo de Haciendo Camino y disfrutar de un desayuno al estilo argentino con alfajores, mate y dulce de leche.

“Les presentamos en detalle Haciendo Camino, les contamos la historia de cómo surgió, les explicamos los distintos programas y también mostramos distintos videos institucionales para que vieran con sus propios ojos esa realidad”, explica Geny Stigol.

Durante todo el mes previo al evento y ese mismo día, se recaudaron fondos en una alcancía  ubicada en el mostrador principal del concurrido restaurant. Además, luego de la reunión, se sumaron varios padrinos nuevos con un aporte mensual y se comprometieron a ayudar en la organización de futuros encuentros. “Estamos muy contentas con los resultados y vamos a seguir difundiendo la causa que nos conmueve tanto”, concluyeron nuestras embajadoras.

Desde Haciendo Camino estamos orgullosos del compromiso y la dedicación que demuestran las voluntarias, que hace años nos acompañan a más de siete mil kilómetros de distancia. Les agradecemos por el esfuerzo diario y sus ganas de ayudar a cambiar la situación de vulnerabilidad en la que viven nuestras familias en el Norte Argentino.

¡Sigamos trabajando juntos para cambiar la realidad de nuestro país!